Hola Luchadora !

¿Quieres saber cómo hice para adelgazar definitivamente? Entra y echa un vistazo a todos los pasos que he dado y sí he logrado o no mi objetivo!

¿Preparada para leer un poco más de mi historia? Prepárate otro té o café!

 

Introducción

 

Siguiendo mi evolución en sentirme a gusto conmigo misma, y aprender a cuidarme debo contarte que obviamente aquello fue como un pre-entreno!

Esto es como una carrera de fondo, y  aún a día de hoy sigo perfeccionando y aprendiendo. Si no has leído la primera parte de mi historia te invito a leerla aquí

En los siguientes 18 meses gané 2kg. Me acuerdo que en Noviembre del 2015 me mudé de casa y pesaba alrededor de 70kg, con algunos picos de hasta 71.

Había llegado al límite que me había propuesto. Pero por entonces estaba tan a tope con lo de la cosmética natural, que lo dejé pasar…

Es importante escoger bien el momento! Una vez en nuestra nueva casa, y nueva rutina, quise ayudar a mi marido a ganar algo de peso.

Sip! Tengo encima la suerte de que mi marido es lo contrario de mí…

Veo como él come y come y le cuesta ganar peso… Hay que echarle paciencia para verlo el resto de tú vida ajajaja! Así que empecé a cocinar comidas más ricas para ayudarlo.

Lo malo que yo también las comía, llegaron las fiestas y me dí cuenta que pesaba 75kg, sí, aumento de 4-5kg en un espacio de 1-2 meses, lo bueno que al menos mi marido también los cogió!

Me había hecho una promesa a mí misma de que cuando llegase a 70kg volvería a adelgazar…

Estaba fallando a mí misma…

Me volvió la preocupación, la culpa, y empezaba a no estar a gusto conmigo misma. ..

 

 

La culpa, la frustración – Mirar al espejo

 

Durante 2 años me había exigido a mí misma bastante. Viví esos 2 años exclusivamente para la cosmética natural, era mi pasión, mi hobby y mi trabajo.

Pero ya necesitaba relajarme un poco, empezaba a no sentirme a gusto, a no disfrutar tanto como al inicio.

Y lo principal: vi que cómo lo estaba haciendo ya tampoco vivía. La vida, hasta entonces, en partes, no me había dejado tampoco relajarme, me ocupaba muchísimo tiempo.

Sentí que en 2016 nuestra vida personal estaba evolucionando, y pude relajarme un poco, descansar mi mente.

Al fin podía pensar más en mi y cuidarme, así que en Mayo me pesé y vi que pesaba sobre 74kg. Lo gracioso fue que mi marido también se pesó pero el ya los había perdido ajajajajaj

La foto es horrible, pero cuando la hice no pensaba publicarla, no pensé en detalles, pero así estaba yo en ese momento:

 

con sobrepeso

 

Decidí cambiar mi negocio, y necesitaba parar y pensar, la verdad es que lo agradecí! También hay que disfrutar más la vida, porque ésta vida son 2 días.

¿Sabes eso de ‘en casa de herrero, cuchillo de palo? Pues eso, que yo mucho de cuidar a los demás, pero a mi nada ajajajaj

 

Toma de decisiones: ¿Qué cambio busco? ¿Temporal o definitivo?

 

Así que en Junio del 2016 me vino la decisión asertiva, y la motivación interior, el deseo de aprender a cuidarme, y es que no sólo decidí volver a bajar de peso no, eso ya no era suficiente, quería algo más.

Quería lograr lo que hasta entonces no había logrado, y quería de una vez por todas cambiar mi estilo de vida.

Aprender a comer más sano, a ganar el hábito del ejercicio, aunque me costase!

Aprender más sobre nutrición!

Hasta ese momento había estado cuidándome exteriormente la piel, ahora tocaba el turno a cuidarme interiormente, a ganar salud, a sentirme viva…

No sólo bajar de peso, sino más importante aún, aprender a mantenerlo por el resto de mi vida!

 

Mis objetivos

 

El 4 de Junio del 2016 volví a buscar grupos para mantener la motivación. Sola cuesta más mantenerla!

Busqué más sobre estrategias para adelgazar, no pensé tanto en bajar de peso, sino en bajar grasa corporal.

Me puse de meta perder hasta 64kg, aunque después me obsesioné con alcanzar el 22% de grasa corporal, y me establecí de meta final, en principio, los 60kg, lo dividí en los siguientes objetivos:

  1. Bajar de los 70kg ( el maldito 7 de las narices ajajaj)
  2. dejar el 67 ( dejar el nivel de sobrepeso)
  3. bajar del 64 ( mi peso mínimo histórico)
  4. dejar el 62 ( podía poner directamente los 60, pero a éstas alturas, siendo algo totalmente nuevo para mí cuerpo, supuse que costaría bajar estos últimos kgs)
  5. meta final: 60kg

El ejercicio por supuesto mi otro reto, quería ganar el hábito de hacerlo regularmente, hasta porque cuando lo hacía hace 2 años atrás, me hacía sentir genial, lo dejé, hay épocas así, pero lo importante es volver…

Quería ser más fuerte, ser más activa, ser más energética, poder saltar, ser más rápida, lograr hacer push-ups
Descubrí un sin fin de cosas que deseaba poder hacer y me harían sentirme más viva que nunca!

 

Aplicar disciplina, la ley del éxito

 

Busqué de nuevo la aplicación para contar calorías, pero ésta vez decidí pesarlo todo todito, quería llevarlo al detalle, no quería que se me escapase nada, era mi guerra y mi momento, solo había lugar a la Victoria, el fracaso no era opción válida para mí.

¡Todo o nada!

  • No pasar de mi objetivo de kcals diario;
  • comer más verduras;
  • probar nuevos alimentos;
  • consumir más fibra;
  • más vitaminas y minerales;
  • Saber lo que realmente es integral,
  • Comer más proteínas, mínimo alrededor de 1.5gr/kg de peso.

Inicialmente me enfoqué en la dieta, en comer más sano. Básicamente tener en cuenta todas esas pequeñas cosas que he escrito en mi ebook gratuito por suscribirte a la Newsletter.

Sino lo has visto te dejo aquí el acceso al formulario para que puedas inscribirte y descargarlo.

Empecé a no enfocarme tanto en las kcals de cada alimento, sino también en su valor nutritivo. Ver lo mal que hacen los alimentos procesados ( llenos de azúcar, conservantes y aditivos) al cuerpo.

Leía sobre el impacto de los macronutrientes en el cuerpo. La importancia de los micronutrientes, el sistema hormonal de la mujer y su buen equilibrio.

Observaba bien el impacto de algunos menús, o alimentos en mi cuerpo, por ejemplo, cuales me hinchaban más, cuales me hacían sentir hambre más deprisa, y fui agrupando esas observaciones.

Aunque lo pesaba todo, también iba ganando ojo a las porciones y combinaciones. Concienciarme de que después de llegar a mi objetivo final habría que mantener mi peso y los nuevos hábitos.

Conclusión: empecé a descubrirme y conocerme de verdad!

 

Mis pasos fijos para adelgazar

 

Sabiendo lo que quería y teniendo la experiencia pasada, digamos que tenía medio camino andado sobre cómo empezar:

  • Ya sabía qué errores no volver a cometer : el buscar soluciones milagrosas como batidos sustitutivos, pastillitas milagro, y dietas relámpago o la dieta de X, sin duda no es solución.
  • Esto no es una dieta más, y en particular no me gustan las dietas.
  • Me gusta tener flexibilidad en mis menús, aquí se trata de cambiar el chip, y aprender unos nuevos hábitos, ir aprendiendo de verdad para saber en el futuro mantenerlo.
  • Buscar un grupo de motivación, y seguir investigando sobre Nutrición.
  • Añadir el deporte en mi vida, poco a poco, pero que el resultado sea definitivo, o sea para el resto de mi vida.
  • Si me estanco, debo perseverar, debo ser paciente, y buscar mejoras en mi estrategia.

 

Mi etapa del deporte, como es algo que yo también considero relevante, te lo explicaré en una entrada específica!
Pero empecé por ir de nuevo a por las rutinas de Elena Malova, y de nuevo me ha costado ajajaj, y esto fue tan solo el inicio.

Todo este cambio coincidió además con empezar un largo tratamiento dental. Cada vez que iba al dentista me ponía muy nerviosa y ansiosa, al día siguiente tenía bajada segura.

Para que veas como ciertas cosas en la vida afectan a tú yo interior! Todo esto lo fui analizando poco a poco, a base de observarme mucho.

Analizar estrategia para adelgazar

Analizando mi estrategia para buscar fallos

 

En Agosto me estanqué, de nuevo en los 70kg y decidí cambiar de táctica!

Comía muchas verduras, evitaba los alimentos ricos en carbos, y obviamente las grasas, pero dejé de bajar.

Mi solución fue, dado que hacía deporte aumenté mi ingesta calórica a 1300 kcals.

Venía comiendo 1050-1150 kcal y te aseguro que no pasaba hambre ninguna. Comía mucho en términos de volumen, verduras y frutas y limitando los carbos densos como el pan y arroz…

Pero esto es mi caso personal. Personalmente, después de mi experiencia, no soy a favor de comer muy pocas kcals. Me refiero a menos de 1200 kcal, pero hay que analizar cada caso.

Para ese aumento tuve que añadir carbohidratos complejos. Como a nivel de cantidad-volumen no conseguía comer más, tuve que reemplazar algunas verduras por esos carbos.

Además decidí que 1x a la semana comería hasta mis kcals de mantenimiento. Ni día trampa, o comida trampa, o cheatmeal. NO, tan solo hasta las kcals de mantenimiento.

Esto era igual a hacer un día normal, pero la comida más calórica. Comer pasta por ejemplo, una ración generosa, o arroz, o una carne más grasa, o huevo frito. Cosas que no solía comer a diario, además de un postre, según el postre ojo!

Cuando llegué a los 64kg volví a estancarme, esto fue en Octubre.

Era mi peso menor reconocido por mi cuerpo. Lo que bajase a partir de ahí era algo nuevo para mi cuerpo. Así que iba a necesitar paciencia y nuevas estrategias.

 

Probando nueva estrategia para adelgazar

 

Empleé una estrategia de ciclado de macronutrientes y calorías que se basaba en:

  • Durante 15 días se aumentan los días de mantenimiento a cada 3º día,
  • La diferencia de kcals del déficit a mantenimiento, sería para un macronutriente en concreto, por ejemplo las grasas.
  • en mi caso eran 300 kcal de diferencia.
  • Después los siguientes 15 días, los días de mantenimiento eran cada 6 días y el exceso sería para lo que me apeteciese.
  • Después de nuevo otros 15 días donde los días de mantenimiento eran cada 3º día,
  • el exceso de kcals sería para otro macro distinto, en ésta sería para las proteínas . En este caso las proteínas sería apenas el 50% de diferencia de kcals.
  • O sea 150kcal para proteínas, y el resto para lo que quisiese. Esto es debido a que comer más proteínas también implica comer más grasas.
  • Otros 15 días con días de mantenimiento cada 6º, y el exceso para lo que me antojase
  • Última fase de 15 días de ciclado donde el exceso sería finalmente para los carbos cada 3º día.

Mi intención con ésta estrategia era enseñar a mi cuerpo aprender a utilizar esos excesos de una manera más eficiente.

Además me ayudaría a irme preparando para el mantenimiento.

Esta estrategia acompañada de deporte es muy buena, el ejercicio contribuye al mejor funcionamiento del metabolismo.

Al hacer ésto sin duda volví a bajar, y es que además bajaba más rápido!

También cambié el tipo de ejercicio y aumenté el tiempo, para dar un empujón al cuerpo.

 

Acercándose la Etapa Final

 

Se acercaba Diciembre, y por lo tanto las Navidades… Mirando hacía atrás gané unos 4-5kgs en una de ellas, así que tenía que ver como tomar precauciones.

Además que recién empezado Diciembre cumplí mi penúltima meta de dejar atrás el 62!

Ya estaba cerca de mi meta final y sin embargo el camino me estaba enamorando!

¿Te interesa saber si he logrado llegar a la meta final y mi resultado?

Cuéntame escribiendo en comentarios, estaré encantada de leerte!

O si tienes alguna duda o sugerencia no dejes de comentar aquí abajo o escribirme desde éste formulario.

Si te puedo ayudar en algo no dudes en contactarme!

Si crees que éste post te ha ayudado o puede ayudar a otras mujeres dale al like y comparte!